CORPUS DE INSCRIPCIONES...

15.11.2014 12:22

 

Hay que joderse, después de subir medio libro me percato de que si no sabes español no te vas a enterar de la media la mitad y me va a tocar transcribirlo, de punta a punta. Manda cojones, porque ya habréis notado lo poco que me gusta escribir. Y precisamente ahora no tengo mucho tiempo, así que, poco a poco, echarenos una mano a los estudiosos a enfocar la historia que cuentan algunas piedras, al margen del currado estudio de mis paisanos y colaboradores eruditos en la materia. Porque creo que merece la pena.

Intentaré transcribirlo literalmente y, llegado algún punto de interés sobre nuestra nueva historia, haré algún inciso oportuno a la cuestión. Alguno que otro se puede asociar si vamos tomando conciencia de lo que tenemos entre manos. La Princesa Madre Roma está en el subsuelo de la ciudad y el presente catálogo corresponde a una etapa posterior a la destrucción de la ciudad por parte de Nerón, y reutilizadas como material de reconstrucción tanto en casas como en la muralla, donde aparecen por todas partes, así como en los derribos o restauración de las viejas viviendas de intramuros, que podrían aportar mucho más, profundizando en algunos puntos clave. Hay rastros, en la puerta de La Guía o de La Estrella, en la de San Pedro, en el Cubo del Carmen, que nos muestran diferentes niveles de cimentación tras el relleno de la plataforma con los escombros resultantes tras las varias destrucciones que ha sufrido a lo largo de su dilatada historia. 

A los hispano parlantes os dejo el original para que vayáis haciendo boca, y los que no, pues... paciencia. Me tengo que ir. Ya seguiré.

 INTRODUCCIÓN

EPIGRAFÍA: ciencia de las inscripciones, una manera sencilla y clara de definir este trabajo. La epigrafía es también una memoria histórica del pasado, en este caso de Coria, una aproximación a la vida cotidiana de nuestros ancestros, que al igual que nosotros, intentaban dejar un recuerdo de sus seres queridos en las estelas funerarias, y veneraban a sus dioses en agradecimiento a los favores concedidos en las aras votivas. Esta misma familiaridad la podemos encontrar en el tiempo presente. El actual catálogo es nuestra forma de intentar conectar ambos sentimientos, unidos en la intención y separados en el tiempo.

Hemos pretendido que nuestro catálogo cumpla con las finalidades básicas de cualquier labor de investigación, intentando en lo posible que sea divulgativo y científico. A lo largo de los tiempos, numerosos investigadores han dejado su impronta con diferentes síntesis de interpretación, que se han valorado y recogido en todas las inscripciones que hemos podido localizar.

En la manera de lo posible hemos colocado una fotografía al lado de cada incripción, así como su correcta ubicación, pretendiendo con ello, posibilitar y favorecer que futuros investigadores puedan ejercer su labor científica, y que en cierta medida este catálogo no se quede estancado, sino que pueda servir de objeto de debate y estudio.

También esperamos que mucha gente que desconoce el mundo de la epigrafía, pueda adentrarse en él y penetrar en sus misterios.

MARCO HISTÓRICO

Nuestro trabajo se centra en un periodo de tiempo determinado, aunque amplio en el tiempo. En este momento, la dominación romana, creemos no ha sido lo suficientemente investigado, y los autores que han tratado hasta la fecha sobre él, no han hecho más que aproximaciones al mismo, encontrándonos teorías de todo tipo: desde aquellos que consideran a Caurium como un núcleo indígena escasamente romanizado, hasta los que han querido ver un principio de ciudadanía antiguo y con una estructura urbana romana plena.

Caurium se asienta sobre una de las terrazas fluviales de la vega del Alagón, destacable por la complejidad morfológica de una hidrografía cuaternaria en el proceso de reinstalación de la red fluvial mediante pulsaciones paleoclimáticas, eustáticas e isostáticas. Procesos que han originado una rica vega, en la cual en este periodo se desarrollaba una extensa vegetación boscosa mediterránea y ribereña, que ha permitido una ocupación humana desde antiguo. 

Este momento histórico, sin duda alguna tiene un nexo vertebrador común: el espacio geográfico. Las ricas vegas del Alagón y el Árrago, tienen un punto crucial para su control y dominio, Caurium. La presencia romana en este espacio no podía olvidar un apoyo tan importante en el dominio de los pasos próxinos al Sistema Central. La conquista del oeste peninsular conllevó graves dificultades para los romanos. Las guerras contra los lusitanos y celtíberos, se encuadran dentro de una segunda fase de la expansión romana en la Península. Las causas de estas guerras, debemos buscarlas en la necesidad de proteger a los habitantes de las zonas dominadas por Roma a partir de las conquistas obtenidas en su enfrentamiento con Cartago, a raíz de la Segunda Guerra Púnica(218- 201 a. d. C), con la aparición del fenómeno del Bandolerismo Lusitano; el aprovechamiento de los recursos agromineros de esta zona, con una riqueza en minerales auríferos ampliamente constatada; y el control de los pasos naturales de los sistemas montañosos del NO de la Península.

Cuando Roma llega a estas tierras, la ocupación del espacio geográfico del NO de Extremadura se halla bajo el dominio de los Vettones, pueblo de origen Celta que se asienta en esta zona a partir del s V a. d. C. Los Vettones se coaligan con los lusitanos en las luchas contra Roma, uniendo su destino a los mismos.

El final de las guerras lusitanas y la destrucción de Numancia(139 a. d. C.), marcan el inicio de la dominación romana en nuestra región. El papel que jugaría Caurium como núcleo romano está aún en debate como anteriormente hemos expuesto. No obstante, creemos que vamos a aportar con este Catálogo Epigráfico nuevas bases para ese debate. La pervivencia del sustrato indígena hasta fechas tardías, la amplitud de la colección encontrada, el aporte de la simbología, etc, darían pie a una revisión de lo hasta ahora escrito.

 

(Está claro que la revisión de lo escrito hasta ahora, a base de teorías para todos los gustos y con el oscuro fondo de una historia destrozada por intereses políticos, es más que obligatoria, pero buscando las lógicas raíces que discurren por el subsuelo de la Ciudad Eterna y las pruebas físicas y documentales ocultas entre las varias capas de escombros bajo la actual superficie, así como alguna excavación en ciertos puntos de interés marcados sobre el terreno por los ancestros protagonistas de la verdadera historia, que romperían absurdos mitos y creencias que inundan los escritos a destiempo o de segunda o tercera mano. Seguiré aportando sobre la marcha alguna opinión personal cuando el caso lo requiera y, centrándonos en la otra historia, una mínima reflexión.

Vamos a ello...). 

INSCRIPCIONES VOTIVAS

CONCLUSIÓN: Dedicado a Arentia Arentio Amrunaeco. Silo, siervo de Manio, hizo el voto con buen ánimo.

DESCRIPCIÓN ARQUEOLÓGICA: Ara de granito ortoédrica, con base y cabecera, con Fóculum formado por dos barras paralelas unidas por dos transversales: Medidas: 90 cms, de alto por 29 de ancho y 19 de grosor. Letras rústicas, de 6 y 6,5 cms de altura, excepto una O en L4 de 3,5 cms. Aparece la E arcaica, formada por dos trazos (II), anterior al s. III d. C. Las letras son irregulares, inclinadas, las S poco pronunciadas. Atendiendo a la afirmación de la E arcaica y a la gentilidad hallada se puede situar su cronología entre finales del s. II o principios del III. Se halló en Coria y se localiza actualmente en una finca particular en la linde de los partidos de Coria y Calzadilla, a unos 4 kms hacia el norte, en el lugar conocido como Arroyo Tumbón.

COMENTARIO: Arentia Arentio: Divinidad prerromana que aparece bajo estas dos denominaciones en tres inscripciones, aparte de las formas Arentio Cronisensi y Arantio Tanginifiaeco. La terminación -entia entra en la formación de nombres de ríos y ciudades; así se tiene en Portugal, Argança en el distrito de Oporto; en Asturias y Castilla, Arganza; Argesus en el distrito de Var y Boucher. El sufijo reaparece en el río valenciano que hoy se llama Palancia y Ptolomeo Pallantia. Arentia es femenino. Los topónimos- ant nos remonta al estrato indoeuropeo más arcaico. 

El teónimo de los Igaeditanos parece indicar claramente que el dios está en estrecha relación con la familia de los Tanginus. Sería particularmente protector de esta familia.

Es por tanto, Arentiae- Arentio, divinidad cuyo origen estaba en el culto al ancestro gentilicio, lo que se halla en relación con el hecho de que los miembros del clan iba perdiendo la conciencia de unidad por las que le prestaba la coterritorialidad. Este fenómeno se nos hace patente a finales del s. II d. C. y durante todo el III; tras una larga etapa de dominación romana que debió ser decisiva a la hora de asentar los clanes, antes seminómadas, en un territorio.

El carácter de estas divinidades responde a las formas más primitivas de religión, estando vinculadas al conjunto de creencias mágico-religiosas, caractetísticas de la sociedad organizada de manera gentilicia.

Son seis las aras encontradas en la Lusitania dedicadas a este dios; dos proceden de Idanha a Nova, la tercera en Castelo Branco, la cuarta en Zebres. Estas dos de Coria son las restantes. Aquí aparecen con el epíteto Amrunaeco. El vocablo amru- es la forma arcaica de Ambrón, con B desarrollada en la secuencia -mr-, que haría por tanto refencia a un grupo tribal, los Ambrones, cuyo asentamiento en la Península ha sido largamente discutido. El término en sí, no sería más que una forma adjetiva de un grupo tribal, - aeco es sufijo formativo de gentilicios geográficos, propio de de las inscripciones del NO. español. El hallazgo del gentilicio en relación con una divinidad, Amrunaeco, permite centrar en la Alta Extremadura un área geográfica colonizada por los Ambrones. Por tanto, Arentia Arentio son dioses topónimos protectores de la gentilidad de los Amrunaecos en el caso de Coria. Los antropónimos Silo y Mani son netamente romanos.

CPIL traduce: Dedicado a Arentia Arentio. Amrunaeco siervo de Silo. 

CONCLUSIÓN: Dedicado a Arentia Arentio Amrunaeco. Tancino siervo de Caturón, hizo el voto con buen ánimo.

DESCRIPCIÓN: Ara votiva de granito ortoédrica, con base y cabecera, con Fóculum formado por dos barras paralelas unidas por dos transversales. Medidas: 90 cms de alto por 29 de ancho y 19 de grosor. El neto inscrito mide 49 por 29 cms. Letras rústicas, de 6 y 6,5 cms de altura. Aparece la E arcaica formada por dos trazos (II), anterior al s. III d. C. Las letras son irregulares, inclinadas, las S poco pronunciadas. Atendiendo a la afirmación de la E arcaica y a la gentilidad hallada se puede situar su cronología entre finales del s. II o principios del III. Se halló en Coria y se localiza actualmente en una finca particular en la linde de los partidos de Coria y Calzadilla, a unos 4 kms hacia el norte, en el lugar conmocido como Arroyo Tumbón.

COMENTARIO: Si exceptuamos los antropónimos Tancinus y Caturi, el resto de la inscripción tanto en forma como en las dimensiones es gemela a la anterior.

CONCLUSIÓN: Crisso, hijo de Talaburo, aebosocelense cumplió el voto con buen ánimo a Trebaruno.

DESCRIPCIÓN: Ara votiva de granito ortoédrica, con base y cabecera, con Fóculun formado por dos barras paralelas. Medidas: 54 cms, de alto por 20 de ancho y 19 de grosor. El neto inscrito es de 21 cms, por 19. Altura de las letras 3 cms, son muy toscas y desgastadas. Apareció en el sitio denominado como Barreras del Cubo. Hoy se halla en el Museo Arqueológico Provincial de Cáceres.

COMENTARIO: Trebaroni: Divinidad prerromana perteneciente al panteón indígena. Esta divinidad aparece bajo dos denominaciones, Trebarona y Trebaruna. D´Arbois interpretó Trebaruna como una diosa del hogar, de tipo doméstico, traduciendo su nombre por "secreto de casa", de las raíces célticas Treb (casa) y runa (secreto escondido). Pero ya que Treb- entra a formar parte de nombres de pueblos como Atrebates, Arrotrebae, etc, y en antiguo galo y antiguo bretón Treb significaba "ciudad" para Lambrino, sería una divinidad de carácter más amplio, de tipo poliada o tribal.

Es interesante a este respecto observar que el gentilicio o adjetivo que acompaña al dedicante Aebosolescensis, según Hurtado, era una gentilidad que dio nombre a tal cívitas, vinculada a Caurium. Para Salinas de Frías el gentilicio es Aebosocucensis, y le pone en relación con el nombre de una gentilitas, Aebosocum, documentada en Galicia.

Es por tanto, Trebaruna, junto con otras divinidades como Arentio/a, Badua, Bandiarbariaicus y Bandueitucensis, divinidades cuyo origen estaba en el culto al ancestro gentilicio. El carácter de estas divinidades responde a las formas más primitivas de religión estando vinculadas al conjunto de creencias mágico- religiosas características de la sociedad organizada de manera gentilicia. Los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas.

CONCLUSIÓN: A... deaeco, clarano, siervo de Caenicio, cumplió el voto con buen ánimo.

DESCRIPCIÓN: Ara votiva, pedestal de piedra descubierto en 1835 durante las obras del Seminario Conciliar. Su paradero actual es desconocido.

COMENTARIO: Todos los autores consultados trascriben esta inscripción como dedicada al pretendido dios Eaeco, que era considerado como un dios producto del fenómeno del sincretismo o asimilación de los dioses romanos con dioses indígenas que tienen características muy parecidas. Conviene dejar claro que los romanos prodigaban una gran liberalidad en cuanto a la permisión de cultos de índole religiosa de los distintos pueblos que sometían, mientras esto no significara algún peligro para el Estado. Era un intento de ganarse la confianza de estas poblaciones, para posteriormente conseguir su adhesión a las premisas imperantes dentro de la sociedad romana. Hay que destacar también que muchas deidades indígenas mantuvieron su nombre y atributos originales, pero otras fueron asociadas a divinidades greco- romanas, lo que ha permitido dilucidar algunas cuestiones en torno al al carácter del panteón indígena. Una de estas formas de asociación se producía bajo el procedimiento de colocar el nombre de un dios indígena como el epíteto de uno romano con el que se creía guardaba algún tipo de similitud. En otras ocasiones el nombre del dios indígena se sustituía por el el romano. Se puede observar que bajo múltiples advocaciones a dioses romanos, se están reflejando antiguos cultos indígenas, aparte de las dedicaciones que se hagan a numerosos genios locales.

Sin embargo, hay una investigación que contradice la existencia del dios Eaeco como tal y afirma que nunca existió, y relaciona a este dios QUE APARECE EN CORIA, con Bandue Roudeaeco, encontrado en tres inscripciones de Trujillo. J. D´encarnaçao por comunicación de María Lourdes Albertos constata la existencia de tres inscripciones de Trujillo dedicadas a Bandue Roudeaeco, divinidad posiblemente relacionada con los Vicani Roud ("Additamentun" Coninbriga 15, 1976 pg 144 nota 12), existe una pretendida inscripción dedicada a Iovi Solutorio Eaeco (CIL II 742) de Poza de la Sal, Burgos (no Brozas, Cáceres como indica Hurtado CPIL ) que ha dado pie a que algunos investigadores creyeran en la existencia de un epíteto Teonímico Eaeco. Esta hipótesis se ha venido manteniendo curiosamente, a pesar del magnífico estudio de J. A. Abásolo, M. L. Albertos ("Acerca de una inscripción de Poza de la Sal", Boletín del Seminario de Estudios de Arte y Arqueología 42, pg 394- 395) que corrigen la interpretación de CIL del siguiente modo: C/n(eo) A/vito Saeco (L(ucius) ) Auf (idius) Celer et Cornelia Flavina Sacerdotes autitoriu parentu(m) imp(eratore) Anto(nino) P(io) Aug(usto) I/I et tineio sacerdot(e) co(n) s (ulibus), y afirma con toda rotundidad: "Eaeco no existe en ninguna inscripción bien leída". Teniendo en cuenta esta interpretación podemos intentar restituir como Ban(due) Rou(deaeco) esta inscripción, aunque lo más correcto sea (....) deaeco

INSCRIPCIONES FUNERARIAS

CONCLUSIÓN: (A) Emilio Marcelo, hijo de Marcelo, Arcobrigense, de cuarenta y cinco años, aquí está enterrado, séate la tierra leve, Tito, hijo de Peregrino, y Crescencio procuraron hacer el monumento.

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Medidas: 54 cms, de alto por 77 de ancho. Altura de las letras 7cms, se encuentran muy deterioradas. Se localiza empotrada en el lienzo de la muralla, en el patio de la casa de D. Ángel del la Riva, en la novena hilada, cogida con cemento en el extremo derecho.

COMENTARIO: Los antropónimos que aparecen en el texto son todos romanos. Arcobrigensis es el topónimo de Arcobriga, oppiudum celtíbera enclavada en el Conventus Caesaraugustanus, provincia de la tarraconense, cerca de Bíbilis, en la actualidad Monreal de Ariza(Zaragoza).

Saponi no ve en L4 ET, y considera TITOCRESCEN. Todos los demás autores interpretan a Tito y Crescencio como dos personas distintas.

CONCLUSIÓN: Aepelgio, hijo de Titao...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito: Medidas: 115 cms, de alto por 44 de ancho. Las letras muy desgastadas tienen una altura de 8 cms. Esta lápida se halla cortada por la mitad. En la parte superior está coronada la inscripción con un cuarto creciente lunar rehundido, acompañado por dos círculos radiados. Se desconoce su lugar de procedencia y se encuentra actualmente en la banda occidental de la muralla, empotrada a la altura de la última hilada a unos 5 m. del suelo, junto al cubo o torreón consecutico a la Puerta de la Ciudad en dirección al Palacio de los Duques de Alba.

COMENTARIO: Dentro del contenido simbólico de las dos representaciones iconográficas encontradas en la lápida, hay que decir que la luna es la morada de los muertos, símbolo de protección sobrenatural y esperanza en el más allá. La rueda es la representación del astro rey, potencia vivificadora, protección sobrenatural y esperanza de una futura vida astral. Los antropónimos encontrados en el texto son indígenas.

CONCLUSIÓN: Amoena, hija de Cacalón, Lucio hijo de Talabo, a su mujer.

DESCRIPCIÓN: Lápida sepulcral de granito: Medidas: 60 cms, de altura por 21 de ancho por 10 de grosor. El neto inscrito es de 19 por 20 cms. Las letras, rústicas, tienen una altura de 4 cms, a 4,5 cms. En la parte superior de la lápida encontramos un símbolo idiogramático, tapado en parte por la pared, no muy claro de descifrar. Parece ser un círculo simple, símbolo funerario de carácter solar, aunque no muy bien delimitado por el extraño achatamiento de la circunferencia. Podría quizás tratarse de un creciente lunar formado por una línea grabada. El texto se halla enmarcado y ligeramente rehundido. La dimensión del enmarque es de 19 por 20 cms, el resalte lateral derecho de 1 cms, el superior de 6 cms, y el inferior de 25 cms. Se halla en el Palacio de los Duques de Alba, formando parte de una escalera en el patio porticado interior.

COMENTARIO: Los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas a excepción de Lucius que es romano. Todos los autores consultados coinciden en dar la misma interpretación.

CONCLUSIÓN: Amoena, hija de Cilo de ... años ... hijo de Cato.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito: Medidas: 47 cms, de alto por 44 de ancho. Altura de las letras 6- 7 cms. Se desconoce su procedencia y se localiza en el Palacio de los Duques de Alba, utilizada como losa en el patio delantero. Se halla en mal estado de conservación, sobre todo las letras del lado derecho, cubiertas en la parte inferior con cemento.

COMENTARIO: Los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas. L´ANNE EPGRAPHIQUE, en L2 transcribe Cillix y L3 traduce como Catura. Todos los demás autores dan la misma interpretación.

CONCLUSIÓN: ... de 45 años, aquí yace, séate la tierra leve. Tito Turelio Flavo. A su esposa.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito: Se hallaba rota en su parte superior , lo que dificulta su lectura. Se desconocen todos sus datos referentes a medidas o decoración. Se encontraba en la casa del Canónigo D. francisco de Miranda, que más tarde fue Obispo de Coria. Dicha casa fue habitada por D. Francisco Cándenas. Desapareció al ser derribada la casa, solar que ocupa el Ayuntamiento Nuevo, en la Plaza de San Pedro.

COMENTARIO: Los antropónimos que aparecen en el texto son netamente romanos. CPIL, traduce como Tito Aurelio.

CONCLUSIÓN: Aper, hijo de Boutio. Aquí está enterrado. Sunua, hija de Melamanio y Boutia hija de Aper...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 100 cms, de alto por 41 de ancho por 21 de grosor. El neto inscrito es de 67 por 37 cms,. Está fragmentada en la parte inferior y decorada con el creciente lunar. Se encuentra en la muralla romana entre la Puerta Del Sol y la Puerta Nueva.

COMENTARIO: Se encuentra fragmentada en la parte inferior, por lo que sólo tenemos tres letras visibles en el último renglón. La primera letra puede tratarse de una C, por lo que el nombre podría responder a Caturo. Martín Valls lo interpreta como Otatur. Los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas.

CONCLUSIÓN: Apina, hija de Lucio, Pisila, sierva de Cancilo consagró este cipo a su hija.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 111 cms, de alto por 39 de ancho por 21 de grosor. Letras toscas y algo desgastadas, de 4 cms, de altura excepto la S de L7 de 2,5 cms. La cabecera es semicircular. Se desconoce su procedencia. Se encuentra en el Palacio de los Duques de Alba, en el patio de la entrada. Se halla en buen estado de conservación, aunque el texto un poco borroso.

COMENTARIO:Los antropónimos que aparecen en el texto, excepto Luci que es romano, son netamente indígenas. Encontramos diversas interpretaciones en los autores consultados, así en Hubner. Matías y Hurtado, en la primera letra indican una P. Dentro de la segunda letra encontramos la interpretación de Hurtado como una O, y la de Hubner y Matías que ven una D. Matías en L4 SIA, y en L5 CIRUM y traduce como Siasiros. Mélida traduce: "A Apina, hija de Lucio, púsole este cipo, su hija Pisira (hija también de Cancilo)." 

Ocupando la parte superior encontramos un conjunto ideogranático formado por la luna menguante rehundida, forma poco frecuente dentro de la simbología funeraria. También hay que señalar la presencia de tres círculos concéntricos en cuyo interior se encuentra una serie de aspas que giran hacia la izquierda, quizás haciendo referencia al símbolo solar de la estrella o rueda. En la parte baja de la inscripción se encuentra un círculo simple, apenas perceptible.

CONCLUSIÓN: Attico, liberto de Quinto, de 50 años. Aquí está enterrado, séate la tierra leve.

DESCRIPCIÓN: Lápida sepulcral de granito. Medidas: 60 cms, de alto por 49 de alto. Neto inscrito 31 cms, por 45. Letras profundamente marcadas, de 7,5 cms, de alto. Se desconoce su procedencia y actualmente se encuentra en el patio interior del Palacio de los Duques de Alba formando parte de las losas del suelo del patio interior.

COMENTARIO: Los antropónimos que aparecen en el texto son romanos. Hay discrepancia en la edad del difunto entre los autores consultados, salvo Saponi que al igual que nosotros considera L y no I como los demás.

CONCLUSIÓN: Aucalo, hijo de Appino, de 20 años de edad, aquí yace. Y Abruno, hijo de Arcelto. Appino...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 100 cms, de alto por 53 de ancho por 29 de grosor. El neto principal inscrito es de 36 por 40 cms. Las letras profundamente grabadas tienen una altura de 2,5 cms, a 3,5. El texto se halla en cartelera rehundida y enmarcada con molduras laterales. En la parte superior lleva un relieve tosco y bárbaro. La lápida está rota en la parte superior e inferior, afectando las roturas al relieve y a la ultima línea del texto. Se halló en 1956, durante las obras realizadas en la muralla romana, en el sitio denominado como " El Cubo". En la actualidad se halla en el Museo Arqueológico Provincial de Cáceres.

COMENTARIO: El relieve de la parte superior está formado por una cabeza deforme y esquematizada entre dos manos enormes que parecen proteger y cubrir la inscripción. Dentro del apartado de estelas historiadas encontramos esta de Coria. En una parte no muy grande de las lápidas funerarias, los deudos del fallecido, los que tenían mejores posibilidades económicas y podían costeárselo, hacían grabar en lugar del convencional emblema abstracto, una o varias figuras antropomorfas. Es posible que interviniesen otros factores aparte del económico, distintas creencias sobre la muerte o bien el propósito de perpetuar la imagen del desaparecido.

Los antropónimos que aparecen en el texto son todos indígenas. Debajo del resalte horizontal inferior continuaba el texto epigráfico, del cual se ve claramente la letra inicial, una A, le siguen dos letras con curva cerrada superior, que pueden tratarse de P, después, seguramente una I y luego los trazos de una N, lo que daría APPIN. Esta L7 está interpretada de esta manera por Beltrán, el resto de los autores proponen AN o simplemente A.

CONCLUSIÓN: Avelio, hijo de Pieconio, cauriense?, de 60 años. Avelea, hija de Cancilio, cauriense?, de 50 años. Séaos la tierra leve. Sunua, hija de Avelio, y...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 85 cms, de alto por 42. El neto inscrito es de 54 por 35 cms. Las letras muy toscas, bien marcadas y tienen una altura de 6 a 7 cms. El neto inscrito se halla rehundido y enmarcado por un resalte lateral de 3,5 cms, en ambos lados. Cabecera semicircular rota en la parte superior. Se halla también rota en la parte inferior a la altura de L8, de la que se aprecian los trazos superiores de alguna de las letras. Se localiza en el lienzo oeste de la muralla, a la derecha del torreón consecutivo al de la lápida nº 6 APELGIUS. TITAI, empotrada en la muralla como sillar.

COMENTARIO: La parte superior de la lápida está ocupada por una rosácea de seis pétalos rota en la cabecera y un cuarto creciente lunar rehundido. Nos encontramos nuevamente en esta inscripción con los dos símbolos funerarios más frecuentes de la epigrafía de la Alta Extremadura. Los antropónimos aparecidos en el texto son todos indígenas. Todos los autores señalan la C. de L3 y la C. de L5 como cauriense. 

CONCLUSIÓN: Avita, hija de Avito, cauriense, de 20 años de edad. Aquí está sepultada, séate la tierra leve. Rufina...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Según las transcripciones que nos han llegado, las últimas límeas eran de difícil lectura, la última indescifrable, lo que nos hace suponer el mal estado de conservación en que se encontraba. Se hallaba en las gradas del Calvario, hacia el Norte, camino del cementerio. Su paradero actual es desconocido.

COMENTARIO: Los antropónimos que aparecen en el texto son netamente romanos. La AV de L1 están unidas en nexo. Matías no interpreta la edad de la difunta: CEPIL. y Hubner en L3 transcriben la primera S como Sepulta y Matías como Sic Sita.

CONCLUSIÓN: Avita, liberta de Silón y Vegeto. Aquí yace. Marcio procuró erigirlo.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 45 cms. de alto por 80. El neto inscrito es de 21 por 66 cms. Las letras, desgastadas, de 5,5 a 6 cms. Se halla muy deteriorada en la parte izquierda, siendo dificultosa la lectura de las primeras letras de la primera y segunda línea. Una moldura de 5,5 cms. de ancho enmarca la lápida por sus cuatro lados. Se localiza en el lienzo de la muralla romana de Coria, en el patio de de la casa de D. Ángel de la Riva, empotrada en 12 hilada.

COMENTARIO: La onomástica encontrada es netamente romana. Todos los autores consultados omiten la L de la segunda línea, dando una traducción de Avita sierva o hija de Silonio. León Guerra lee en L2 Vecat. CEPIL. traduce como Avita Vegetia y en L3 interpreta F. C. Ceán en L2 et Ugeti.

CONCLUSIÓN: Auna hija de Tancino, de 60 años de edad. Aquí yace, séate la tierra leve. Trio Cantón y Pinarea...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 100 cms, de alto por 46 de ancho por 25 de grosor. El neto principal inscrito es de 51 por 46 cms. Las letras profundamente grabadas tienen una altura de 6  a 7 cms. La lápida es de forma rectangular con cabecera semicircular, en la parte superior se desarrolla un conjunto ideogramático. Apareció en el jardín del Convento de la Madre de Dios, se halla en buen estado de conservación, rota en la parte inferior.

COMENTARIO: Ocupando la cabecera de la lápida encontramos un conjunto ideogramático formado por tres triángulos enmarcados unos en otros y tres líneas paralelas atravesadas por trazos oblícuos. Quizás pueda tratarse de la representación del frontón triangular. Estas representaciones se han interpretado como signos del culto a Tanit. La cabecera se halla enmarcada por una moldura semicircular, rota en el lado derecho.

Los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas. Nexo AN en L2 y NT en L4.

COMENTARIO: Aunia, hija de Iucundo, de 40 años de edad. Albinilla, hija de Albino, de 10 años de edad. Aquí yace, seaos la tierra leve. Saturnino, hijo de Cilo por testamento procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 54 cms de alto por 94 de ancho y 36 de grosor. Las letras toscas y desgastadas, de 7 cms. de altura. Se encuentra rota en la parte superior faltándole los trazos iniciales de casi todas la letras de la primera línea. Se halló en la muralla romana de Coria: " Se hallaba hasta el verano de 1838 en la esquina de un cubo del lienzo oriental del muro; al deshacerse desapareció". Reseña de localización que aparece en todos los textos sobre epigrafía. Esta lápida se halla en la actualidad en el antiguo Mesón, C/ Gabriel y Galán, reutilizada como asiento en la solana del cubo.

COMENTARIO: Los antropónimos que aparecen en el texto, excepto Saturninus que es romano, son indígenas. Encontramos diversas interpretaciones de esta inscripción. Así Hurtado en L1 interpreta ALB en lugar de AVNIA, y en L5 ve una P, interpretándola como P(osuit) en lugar de F.C. Armistead en L1 ve AVNIA IVCUNDI. F. Viú en L1 ve ALNINI. Matías en L1 ve ANIFFIA y L5 P(onendum) C(uravit). Ponz y Ceán en L1 hacen la misma interpretación de Hurtado y ven ALB. 

(La presente estela está en el torreón del patio del caserón que ocupa el espacio de la puerta principal que aparece en el gráfico de la Princesa Madre Roma, justo delante de la casa de Los Churruca. El nombre de la calle ha vuelto a su denominación original: Del Cuerno, que igualmente he analizado y las conclusiones han sido curiosas. No voy a adelantarme, porque creo que se puede dedicar otro artículo a éste y otros asuntos parejos, sólo puedo invitaros a pensar y reflexionar sobre El Cuerno de la Abundancia y su fondo uterino. Tiene todo el sentido...).

CONCLUSIÓN: ... Aquí yace, séate la tierra leve. Su madre Boutia, hija de Tangino, procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 84 cms de alto por 53 de ancho y 20 de grosor. Estaba fragmentada en dos partes, y le falta un fragmento perteneciente al ángulo superior izquierdo. Se encontraba empotrada en la portona de La Ciudad, intramuros ante la puerta de una  casa. Se desconoce su paredero actual.

COMENTARIO: Los antropónimos Boutia y Tangini, que aparecen en el texto, son indígenas. Todos los autores dan la misma interpretación.

CONCLUSIÓN: Basso, hijo de Medamo. Crovus,... de 25 años de edad. Aquí yace, séate la tierra leve.

Descripción: Estela funeraria de granito. Se desconoce todo lo referente a sus medidas. Estaba decorada en la cabecera con un cuarto creciente lunar. Se desconoce su situación actual y la única referencia con la que contamos es la de Hubner que la situaba empotrada en la muralla.

COMENTARIO: Los antropónimos Medamis, Crovus, que aparecen en el texto, son indígenas. Bassus es romano. Hay diversas interpretaciones dentro de los autores, sobre todo lo que puede significar la C de la L3. Para CPIL la cuarta línea estrá mal copiada y la transcribe como cauriensis. CIL la interpreta como una C invertida.

(A) Bolosa...

DESCRIPCIÓN: Fragmento superior de una posible lápida funeraria. Medidas: 23 cms. de altura por 16 de ancho y 16 de grosor. Las letras tienen una altura de 3,5 cms. y la A sin travesaño. Se halló en la muralla romana de Coria. Situada en el lienzo Sur de la muralla, entre la Catedral y el Seminario Conciliar, a la altura de donde estuvo situado antiguamente el Hospital de Bardales, hoy día mirador izquierdo de la Catedral. 

COMENTARIO: El antropónimo que aparece, Bolosa, es netamente indígena. 

CONCLUSIÓN: Bovanna, hija de Caenón, de 50 años. Basso, hijo de Fuscino, le erigió el monumento.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. La única referencia que se tiene sobre ella, la localiza en el umbral de una casa que comunicaba con el jardín del Palacio Episcopal de Coria. Su situación actual es desconocida. 

COMENTARIO: Los antropónimos Bovanna y Caenón que aparecen en el texto, son indígenas. Fuscinus y Bassus son netamente romanos. Todos los autores consultados coinciden en interpretación y lectura. Encontramos el fenómeno de la geminación en el nombre de Bovanna.

CONCLUSIÓN: Boutia, hija de Aibaro de 22 años, aquí yace. Séate la tierra leve. Tuceta, sierva de Tancino, procuró erigirlo.

DESCRIPCIÓN: Lápida sepulcral de granito. Medidas: 111 cms. de alto por por 41 de ancho. Neto principal inscrito es de 50 por 31 cms. Letras toscas y desgastadas con una altura de 7 cms. El mal estado de conservación es evidente. En la parte superior se encuentra un conjunto ideogramático. Se desconoce su procedencia y acualmente se encuentra en la Calle Oscura, empotrada en la pared, frente a la Cárcel Eclesiástica, muy degradada y con diversas roturas en todos sus lados, pésimo estado de conservación.

COMENTARIO: Los antropónimos Aibarus y Tancinus que aparecen en el texto son indígenas. Encontramos diversas interpretaciones en los autores consultados: CPIL. L2 Astari. traduce como Boutia hija de Astaro y en L4 traduce como Tuceta a su hija. Saponi en L4 traduce como Tuco hijo de Tancino. Mélida en L5 ve mater.

El gran desgaste y erosión que ha sufrido se ve aumentado al hallarse tapada con cemento en algunas partes y pintada de color oscuro. Se puede observar aún en la parte superior, un cuarto creciente lunar rehundido, y acompañado por tres hojas simétricas de un ramo que que parten de su centro, que según P. Fita eran seis hojas simétricas de un ramo que terminaba en flor de bellota. En la actualidad no podemos apreciar más que tres hojas, ya que a partir de la tercera está rota la lápida. Quizás se trate del símbolo funerario del ciprés o del pino y lo que viese P. Fita fuesen las hojas del ciprés o pino con su fruto. El ciprés representa, por su hoja perenne, la fuerza interior; tal vez está relacionado con la fuerza solar y ser por ello fuente de vida. El pino presenta las mismas características que el ciprés en cuanto a árbol de hoja perenne y puede estar relacionado con el culto a Atis que por sí mismo es también símbolo de resurrección.

CONCLUSIÓN: Boutia, hija de Camalo, de 30 años, aquí yace. Séate la terra leve. Su padre, Camalo, hijo de Iusto, natural de Arábriga, le hizo este monumento.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 75 cms. de altura por 39 de ancho. En la parte superior, inmersa en la primera línea, tenía un cuarto creciente lunar. Se halló empotrada en el suelo de la C/ de la Rua, utilizada como base de la acera. Su paradero actual es desconocido.

COMENTARIO: De los antropónimos que aparecen en el texto, Iustus es netamente romano, mientras que Camalus y Boutia son indígenas. Arábriga era un municipio estipendiario de la Lusitania según consta en una de las inscripciones del puente de Alcántara. Debe de ser el mismo que Plinio nombra como Axabrigensis. Ptolomeo también se refiere a Arábriga situándola, según el mapa de A. Tovar, en el inicio de la desembocadura del río Tajo. Otros autores(Viú, Hurtado) han intentado localizarla en el término de Arroyo de la Luz en un lugar denominado Araya, en cuyo sitio las ruinas eran visibles hasta hace poco tiempo.

COMENTARIO: Boutia, hija de Tangino, de 40 años de edad. Vitalis, hijo de Frontón, de 20 años de edad, aquí yacen. Séaos la tierra leve. Pisocia, hija de Cautón, procuró erigirlo.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 150 cms. de alto por 60 de ancho. El neto inscrito, enmarcado por moldura lateral a los cuatro lados y rehundido, es de 60 por 46 cms. Las letras profundamente grabadas, son de 5 a 6 cms. de alto, excepto dos X en L4, de 4 cms. En la cabecera semicircular y en la base, se desarrolla un  conjunto ideogramático. Esta lápida procede de uno de los asentamientos rurales romanos del término de Coria, y actualmente se encuentra en Casillas de Coria, utilizada como jamba de una puerta. Se encuentra en buen estado de conservación.

COMENTARIO: Nos encontramos en la inscripción tanto antropónimos indígenas como Boutia, Cautoni y Tanginus, como romanos: Frontón y Vitalis. Hay diversas interpretaciones de los autores, copiamos íntegra la versión dada por Guerra: "(...) TANC INT. F(ilius- a) AN(norum). XL. VITALIS FRONTONIS/ FI(lius. ANN(norum) XX / H(ic). S(iti). S(unt). S(it). N(obis). T(erra). L(evis). / PISOCIA / CAUTONI. F(ilia). F(acendum). C(uravit). Hijo/a de Tancino, de 40 años. Vital, hijo de Frontón de 20 años, aquí están enterrados. Séaos la tierra leve. Pisocia, hija de Cautón, procuró erigirlo. CPIL no ve en L3 la I en Vitalis. En L4 y en L6 AN en nexo.

Ocupando la parte superior de la lápida encontramos un conjunto ideogramático compuesto por una rosacea de seis hojas y un cuarto creciente en bajorrelieve(que se hallan pintados de blanco dificultando su visión). El conjunto se complementa con dos escuadras afrontadas en la parte inferior bajo el texto. 

CONCLUSIÓN: Buco, hijo de Maelón, cauriense, de 25 años. Aquí yace, séate la tierra leve.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 86 cms. de alto por 43 de ancho y 22 de grosor. El neto inscrito y rehundido en la cartelera es de 45 por 37 cms. Altura de las letras 7 cms. profundamente grabadas. Ocupando la cabecera se desarrolla un símbolo ideogramático. Rota a partir de L6, donde se aprecian los trazos superiores de las tres últimas letras. Buen estado de conservación. Se hallaba hasta hace pocos años en un solar de la calle del Sol, antigua enfermería de los Frailes. Actualmente se encuentra en una casa particular en la Plazuela de San Benito.

COMENTARIO: Los antropónimos Buco y Maelonis que aparecen en el texto son indígenas. Aparece MA en nexo en L2 y AV en nexo en L3. En la parte superior de la lápida se encuentra un creciente lunar rehundido, este creciente es más ancho y menos abierto que otros de su tipo, símbolo funerario muy frecuente dentro de la Lusitania.

CONCLUSIÓN: Camira, hija de Adoro. Y Paugemoa, hija de Talabo. Y Avelea hija de Calaecio. Su madre Sunua, hija de Albono, a sus hijas.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 110 cms. de alto por 51 de ancho y 19 de grosor. El neto inscrito es de 59 por 51 cms. Altura de las letras de 4,5 a 5 cms., muy desgastadas. Ocupando la cabecera se desarrolla un relieve iconográfico. Está rota en su parte inferior afectando a L7 de difícil lectura. Se localiza en casa de D. Augusto Macías, en la plazuela de San Juan.

COMENTARIO: Todos los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas. La grafía es arcaica. Encontramos la E arcaica formada por dos trazos (II) y la F arcaica formada por un solo trazo(I). Estas formas cambian hacia la E y F hacia mediados del s. II d. C. en Hispania.

Vemos por encima del texto inscrito un arcosolio donde hay labrados muy rústicamente en altorrelieve, dos cuartos crecientes de cuyo centro brotan dos cabezas como de niños, muy toscos y con las facciones perdidas(estelas historiadas vid. nº 13 AUCALUS APINI). 

CONCLUSIÓN: DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Estaba sobre el arco de la puerta de la Ciudad, con dos cabeza en altorrelieve.

COMENTARIO: Esta lápida es sin duda la anterior( nº 27 CAMIRAE ADORI) recogida por Hubner en un anterior emplazamiento y con sucesivos errores de lectura.

CONCLUSIÓN: Catueno, hijo de Tancino. Apana madre de Catueno, procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Lápida sepulcral de granito. Medidas 64 cms. de alto por 40 de ancho y 17 de grosor. Está enmarcada por dos líneas paralelas superiores y otras dos paralelas que la enmarcan por ambos lados al neto inscrito que mide 44 por 32 cms. Las letras son toscas, de 6,4 cms. de altura. Apareció junto al lienzo meridional de la muralla, cerca de la Puerta Nueva, debiendo de haber sido extraída de algún muro por la abundancia de inscripciones usadas como sillares. En Agosto de 1956, tapaba una cloaca que corría al pie de dicho muro. En la actualidad está depositada en el Museo Arqueológico Provincial de Cáceres.

COMENTARIO: Los antropónimos Catueno, Tancini y Apana que aparecen en el texto son indígenas. Todos los autores consultados coinciden en dar la misma interpretación. 

CONCLUSIÓN: ... Cinturón, puñal, espada, lanza.

DESCRIPCCIÓN: Se trata de un Anaglyphum, es decir, esculpido en relieve, no grabado. Encontrada en 1836 al deshacerse un muro cerca del castillo; más tarde formaba parte de las jambas de una puerta en casa de D. Antonio Bellido. En la actualidad se halla en el corral de D. José Lomo, situado en la Plaza Mayor.

COMENTARIO: Hubner dice que " este analglypho tal vez estuviera esculpido en el costado de alguna inscripción colocada encima". Sin embargo Sánchez Paredes dice que "ese no es su lugar sino que estaba en el frente", y también dice que " podría tratarse de la lápida funeraria de un guerrero".

CONCLUSIÓN: Celso, hijo de Tovato, de 50 años. Aquí yace, séate la tierra leve.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Se desconoce donde se halló y cuál puede ser su paradero, así como todo lo referente a medidas y decoración. Hubner solo dice " Inter Caurenses", desgastada.

COMENTARIO: El antropónimo Celsus es romano y Tovatus es indígena.

CONCLUSIÓN: Cuntiro, hijo de Angeito, de... años...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas: 101,5 cms. de alto por 36 de ancho y 23 de grosor. El neto inscrito es de 27,5 por 36 cms. Las letras profundamente grabadas, tienen una altura de 7 a 8 cms. Cabecera triangular, un conjunto ideogramático ocupa la parte superior de la lápida. Su procedencia es desconocida y actualmente se encuentra depositada en el Ayuntamiento de Coria, Patronato de formación y empleo.

COMENTARIO: Los antropónimos Cuntirus y Angeito son indígenas. Aparece de nuevo la E arcaica, formada por dos trazos verticales(II).

Nos encontramos con una estela de bella y extraña factura por el extenso conjunto ideogramático que en ella se desarrolla. Está formada pos una rosácea de seis hojas, enmarcada por un disco solar con corona de rayos. Debajo del disco, dos escuadras afrontadas. Dos líneas paralelas separan lo que sería un segundo tiempo simbólico, donde encontramos dos compases simétricos, de cuyo centro parte una especie de péndulo, sobre ambos lados del compás superior, se ubican dos cuartos crecientes lunares rehundidos.

Sin duda, lo que en un primer momento más llame la atención es la rosa exafolia enmarcada por el disco solar. La rosácea es un símbolo de carácter solar, es fuente vivificadora y esperanza en una vida astral. Es junto a la luna el símbolo funeraio más frecuente en la Lusitania. Pero es el disco solar lo que mayor atención provoca, hasta el momento sólo ha aparecido otro ejemplo de este tipo en Monroy. El astro rey aparece representado por un gran disco de cuya periferia emergen radialmente cortos trazos rodeados por otra circunferencia, y en el centro del disco ocupado por la rosácea. El sol, representado de diversas formas es potencia vivificadora, protección sonbrenatural y esperanza en una futura vida astral. Debajo del disco solar y completando el primer tiempo simbólico, tenemos dos escuadras afrontadas, representación esquemática de los brazos de Atlante que soporta la bóveda celeste en donde se desarrolla la escatología solar. Dos líneas paralelas separan un segundo tiempo simbólico, formado por dos compases simétricos, quizás representando un frontón triangular o triángulos. Es tipo de representación que tiene un sentido místico entre los pitagóricos, es probable que no lo tuviera aquí, y quizás estuviera en relación con signos de Tanit. Del centro de los triángulos parte una línea profundamente grabada que acaba en un pequeño redondel o punto, parecido a un péndulo. A ambos laterales de los triángulos hay dos crecientes lunares en bajorrelieve.

DESCRIPCIÓN: Fragmento de lápida funeraria. Medidas: 65 cms. de alto por 36 de ancho y 23 de grosor. Altura de las letras 8 cms. Profundamente grabadas.  El corte superior afecta totalmente a la línea superior de la que apenas podemos destacar una serie de trazos verticales y al final los restos de una N. Se encuentra depositada en el Ayuntamiento de Coria, Patronato de Formación y empleo. 

COMENTARIO: Creemos que este fragmento podría tratarse de la parte inferior de la lápida anterior. Vemos que la coincidencia de antropónimos indígenas, las dimensiones en anchura, grosor y tamaño de las letras es idéntica, así como el tipo de granito y una mancha lateral de humedad. Por lo que entonces nos daría una sola lápida.

CONCLUSIÓN: Consagrado a los dioses Manes.

DESCRIPCIÓN: Estela de granito. Medidas: 67 cms. de alto por 40 de ancho y 35 de grosor. Altura de las letras en L1  8,9 cms. y en L3 de 4,9 a 6,9 cms. Se halla rota en la parte superior y conserva una moldura en la parte inferior, sobre la que se desarrolla una línea de puntos que la enmarca también en el lado derecho. Fue encontrada en el puente de piedra del s. XVI y actualmente está depositada en el Ayuntamiento de Coria, Patronato de Formación y Empleo.

COMENTARIO: En la religión romana existía una devoción privada. Aunque el estado no imponía ningún dogma, poseía el derecho de vigilancia, pero no lo utilizó más que en épocas tardías con el fin de prohibir cultos que consideraban peligrosos. Los Manes son los dioses de ultratumba más mencionados por la epigrafía desde que a finales de la República fueran admitidos en los lararios junto a los Lares y los Penales. No eran otros que las almas de los difuntos. El temor reverencial a los dioses Manes se traducía en la dedicación de ofrendas anuales de flores, leche, vino y miel, en las fiestas "Parentalia" del 21 de Febrero. Se preferían  estos dioses según definición de Bayet "colectivos" frente a los más cerrados individuales. La porción de terreno donde se encontraba la tumba a ellos estaba consagrada, jurídicamente les pertenecía. Moraban bajo tierra y se comunicaban con los mortales a través de una fosa llamada "MUNDUS". Rituales semejantes tenían ocasión durante el novenario que seguía todo el enterramiento. Los primitivos Dioses Manes se mantuvieron hasta la consolidación del cristianismo como dioses de ultratumba.

(Los indígenas adoraban a los dioses Manes, que moraban bajo tierra y se comunicaban con los mortales a través de una fosa llamada "MUNDUS"... ¿No os suena a algo que se parezca al Útero o cráter urbano y lo que se cueza en su interior? Personalmente creo que sí, y la única forma de confirmarlo sería con alguna sencilla excavación en los puntos señalados por los viejos, y algúno más de interés.

CONCLUSIÓN: ... Hizo por testamento Bodio a Amoena hija de Cilo.

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Le falta la parte superior y las letras están muy desgastadas. Se desconoce el lugar de su hallazgo y se encuentra en el Palacio de los Duques de Alba.

COMENTARIO: Saponi lee en L1 F(aciendum) C(uraverun) t. Los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas.

CONCLUSIÓN: A... liberta de Rufina, cauriense. Bocco, hijo de Grato, a su esposa procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Lápida sepulcral de granito. Medidas: 98 cms. de alto por 42 de ancho. El neto inscrito mide 70 por 31cms. Se halla partida en la parte superior, y la faltan seguramente las dos primeras límeas del texto, notándose en la rotura lo que debió ser L2, en la que hay trazos de una R y una V. Está rehundida, en los laterales resalta una moldura que enmarca la inscripción, en la parte alta de 6 cms. y en la baja 15. Está situada en la segunda planta del castillo, junto a la ventana que mira al norte.

COMENTARIO: Matías en L1 Cuidam y en L5 F(ilius). Los antropónimos que aparecen en el texto son indígenas (Bocco) y latinos (Rufina y Grati).

CONCLUSIÓN: Flavino, hijo de Flavio, de 18 años. Pompona... procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Se hallaba en la ermita de S. Lázaro, situada en los alrededores del convento de S. Francisco. Se trasladó luego al Camposanto, empotrada en una de las paredes, en el lugar que hoy ocupa el (viejo) ambulatorio de la Seguridad Social. Se hallaba desgastada. En la actualidad desaparecida.

COMENTARIO: Matías en L4 interpreta BO(V)ANA CO (NLIBERTA). Pompona puede ser un derivado de Pomponia. Los antropónimos que aparecen en el texto son romanos. 

CONCLUSIÓN: Flavo, siervo de Marcio, de ... años. Aquí yace, séate la tierra leve... Procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Se encuentra situada en el lienzo SE. de la muralla. Está puesta de lado y empotrada en la pared a unos 3,5 cms del suelo.

COMENTARIO: Ningún autor consultado, transcribe F. C. en L8. Los antropónimos que aparecen en el texto son romanos.

CONCLUSIÓN: Flavo..., aquí está enterrado, séate la tierra leve. Flavino, procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Estela funareria de granito. Medidas: 30cms. de alto por 53 de ancho. Altura de las letras de 5,5 a 4 cms. Se encuentra fragmentada en los cuatro lados. Se halla empotrada en el sótano del Mesón viejo( el caserón que ocupa el espacio de la puerta de la Princesa Madre Roma apreciable en el gráfico del libro Blasón...) C/ Gabriel y Galán ( hoy Del Cuerno), el mismo lugar donde se halló la lápida nº 18, AVNIA IVCUNDI: F.

COMENTARIO: El estado en que nos ha llegado esta lápida no permite apenas hacer una aproximación a su transcripción, reseñar la aparición de la E arcaica y que los antropónimos Flavus y Flavino son netamente romanos. 

ONCLUSIÓN: Fuscino, hijo de Fusco Sexto, de 13 años. Su padre Fusco, procuró ergirlo a su hijo.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Se halló al deshacerse la mutalla cerca del castillo en 1836. Más tarde se encontraba en casa de D. Bartolomé Pedraza.

COMENTARIO: Todos los autores consultados dea la misma interpretación. Fuscinus, Fuscus y Sexto son antropónimos romanos.

CONCLUSIÓN: Iamio Favio, cauriense, de 50 años. Tritio, hijo de Casapio, y ....

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Apareció en la muralla y actualmente está desaparecida.

COMENTARIO: Para Hubner, esta lápida le merece el siguiente comentario: " Corrupta omnia praeter Cauriensis et Tritius". Matías propone otra interpretación: Tancinus Favius / Cauriensis AN(norum) L Tritius Caesar (obrigensis) F(ilio) F(acendum) C(uravit). Saponi propone en L1 Lamio, que dice más corriente en la epigrafía provincial.

CONCLUSIÓN: ... hijo de Camalo, cauriense, aquí yace...

Lápida sepulcral de granito. Medidas: 88 cms, de alto por 50 de ancho y 16 de grosor. Altura de las letras 8,5 cms. Estaba situada en una cocina de una casa de la Plazuela de San Juan. En la actualidad se halla expuesta en el Museo Arqueológico Provincial de Cáceres. Se encuentra muy desgastada y rota por las bandas y parte baja.

COMENTARIO: Todos los autores que han registrado esta lápida han transcrito la L1 como Longinus. Debido al estado en que actualmente se halla no nos atrevemos a afirmar ese nombre ni ningún otro, ya que no ha quedado ni una sola señal de los brazos de las letras debido al desgaste sufrido. Es de reseñar que bajo L4 se puede apreciar una letra L, quizás el resto de la fórmula funeraria (S.T.T.L.) o algún nombre que continuase la inscripción. Camali es un antropónimo indígena.

CONCLUSIÓN: Iulia Avita, de Olisipo, de 10 años de edad, aquí yace, séate la tierra leve. Gaya Julia, sierva de Quinto y Julia. A su hija procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Lápida sepulcral de mármol. Medidas: 33cms, de altura por 21,5 de ancho y 6 de grosor. Altura de las letras de 3,5 a 4 cms., capitales y profundamente grabadas. Fue encontrada en las caballerizas de la casa de Doña María Pizarro C/ de la Cava, donde se encuentra en la actualidad. Bien conservada, en la parte baja hay grabados la fecha de su descubrimiento y su probable descubridor.

COMENTARIO: Saponi en su tesina, da una línea más, ya que dice que en L3 ANNO X y L4 H, S, E, S, T, T, L, como se puede apreciar en la foto es una misma línea: L3. En L5 Iulius. Traduce Caio Iulio Quinto y Iulia a su hija. Los antropónimos que aparecen en el texto son romanos.

Olisiponensis es el topónimo romano de Lisboa. Creemos que en este topónimo es donde reside la importancia de la inscripción, ya que viene a recalcar el interés que despertaba esta zona de la Lusitania como punto de atracción de inmigrantes, atraídos por las posibilidades comerciales que brindaban los núcleos de población asentados a lo largo de la Vía de la Plata y en las fértiles tierras de los valles de los ríos de esta zona.

(Supogo que después de lo que ya sabemos, no es difícil imaginar que los inmigrantes que mencionan fuesen peregrinos que sabían la realidad de la historia y secillamente sabían a dónde venían: la Portugal original, su Madre Patria).

CONCLUSIÓN: ... hijo de Lucio Caresio, a su mujer, lo hizo.

DESCIPCIÓN: Lápida sepulcral de granito. Se hallaba situada en la banda N. de la muralla, incompleta y desgastada.

COMENTARIO: Todos los autores consultados dan la misma interpretación. Los antropónimos que aparecen en el texto son latinos.

CONCLUSIÓN: A Lucio Gutamo Dobitero. Vegeto Vitulo, Marrio hijo de Meomi...

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Medidas: 82 cms. de alto por 46,2 de ancho. El neto inscrito es de 56 por 39 cms., se halla rehundido y enmarcado por un resalte lateral de 7,75 cms. y de 26 de cabecera. Altura de las letras 7 cms. Se encuentra empotrada en la pared NO. de la sala baja del castillo. Desgastada y rota en la parte inferior. 

COMENTARIO: Esta lápida se ha venido transcribiendo de diversas formas, ya que resulta extrañísima por la mezcla de nombres latinos e indígenas: CPIL en L1 ve Gutmo, no ve Dobiter, en L3 no ve la T de Vegetus y en L6 Medami. Los antropónimos que aparecen en el texto, Lucius, Marrius, Vegetus y Vitulus son netamente romanos: Gutamo, Dobiteras y Meom son indígenas.

CONCLUSIÓN: (A) Lucio Valerio Severino, de la tribu Quirina, Valeria Marcia, hija de Marco, a su marido (lo erigió).

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de mármol. Se encontraba formando parte del pavimento de la Catedral de Coria. Su situación actual es desconocida.

COMENTARIO: Todos los autores consultados dan la misma interpretación. Los antropónimos que aparecen en el texto son todos romanos. Sobre la base de esta lápida, diversos autores han adscrito el Municipio Estipendiario de Caurium a la tribu Quirina de Roma.

( Otro golpe: Si algunos autores han adscrito el municipio estipendario de Caurium a la tribu Quirina de Roma, no es por otro motivo que el Quirinal Original, nombre que asocio al Reino del Agua por su terminación "AL," final de las palabras que fuera del reino normalmente terminan en "AR", está en el Paraíso y sus colinas, así como el asentamiento de la tribu original, valga la redundancia).

CONCLUSIÓN: Maelo, hijo de Caenón, de 80 años. Caenón hijo de Maelón, de 50 años. Caburena...

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas 112 cms. de alto por 54 de ancho y 26 de grosor. El neto inscrito es de 84 por 54 cms. Altura de las letras 9 cms., son toscas y desgastadas, sobre todo en las primeras líneas y en el lado derecho de la inscripción. Las A sin travesaño. En la parte superior de la inscripción y ocupando la cabecera, hay un creciente lunar en altorrelieve. Se localiza en el patio de D. Antonio Bonilla. C/ Obispo Moreno Barrios, junto al Seminario Conciliar.

COMENTARIO: El texto de la lápida está incompleto. Aparte de la rotura inferior hay otra en la superior, unida por una junta de cemento que tapa la parte superior de las letras finales en L1. En L2 el desgaste de las letras apenas si marca la E primera, levemente se aprecian las huellas de las letras tercera y cuarta, O y N. En L4, la letra quinta se nos muestra como una O sumamente desgastada y la sexta letra una M de la que sólo se aprecia bien los trazos superiores. L8 completa el nombre de la anterior, y marca el inicio de otro que quizás fuese CAENONIS. Saponi L1 (Cae) L2 n(on)is. En L8 interpreta Caburena Caeni (F(ilia) F(aciendum) C(uravit). Los antropónimos son todos indígenas.

CONCLUSIÓN: A los Manes. Aibaro, hijo de Maduo, de 40 años. Aquí está enterrado.

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Medidas: 66 cms. de lago por 44 de ancho. Altura de las letras 10 cms., Curviformes. Está rodeada por ambos lados y cortada por abajo. Se desconoce su paradero actual.

COMENTARIO: Todos los autores consultados dan la misma interpretación. Los antropónimos son todos indígenas.

CONCLUSIÓN: Tancino, hijo de Lácaro, de 30 años, cauriense. Por testamento, Tancini, hija de Tancino, procuró hacerlo. Aquí yace.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria de granito. Se localizaba en la esquina del muro N. de la muralla, empotrada muy alta, incompleta y desgastada y de difícil lectura. Su paradero actual es desconocido.

COMENTARIO: CPIL, en L1 transcribe T dentro de Tancinus y en L3 aprecia la C de Cauriensis. CIL. en L3 sólo aprecia T. en Tes(amento). Matías en L2 F(ecit). Los antropónimos son indígenas.

CONCLUSIÓN: Niger, siervo de Loucino, de 9 años. Fusca, por sus méritos, a su hijo procuró hacerlo. Aquí yace, séate la tierra leve.

DESCRIPCIÓN : Estela funeraria de granito. Medidas: 100 cms. de alto por 47 de ancho. El neto inscripto es de 50 por 37 cms. Altura de las letras 5,5 cms. son toscas y desgastadas. El texto se encuentra rehundido y enmarcado por un resalte lateral de 5 cms. Ocupa la parte superior de la lápida un cuarto creciente lunar en bajorrelieve. Se halla situada en el lienzo S. de la muralla, empotrada como sillar en la 5ª hilada, en el sitio denomimado El Cubo.

COMENTARIO:  Esta lápida se hallaba en buen estado de conservación hasta no hace muchos años. Pero al encontrarse al alcance de la mano ha venido deteriorándose, sufriendo en la actualidad un desgaste muy acusado, sobre todo a reíz de las obras efectuadas en la antigua Enfermería de los Frailes. Así lo notamos principalmente en las primeras laetras de L1 y L2, donde los daños producidos han hecho perder los trazos de las letras. Los antropónimos, con la excepción de Fusca, son indígenas. 

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito.

COMENTARIO: Entendemos que esta inscripción es una mala lectura de la anteriormente expuesta, aunque algunos autores la den como diferente. Esta inscripción la recogió Viú en su trabajo " Extremadura, sus inscripciones y monumentos". 

DESCRIPCIÓN: Posible lápida funeraria realizada en granito. Medidas: 38 cms. de alto por 22 de ancho y 8 de grosor. El neto inscrito y rehundido, enmarcado en cartelera por moldura lateral. Altura de las letras 7 cms. Se halla rota en el lado izquierdo. En la parte suparior se encuentra un cuarto creciente lunar rehundido. Se halló al derribarse una de las casas adosadas a la Catedral que daba sobre la plaza del Doctor Camisón, y pasó al Palacio de los Duques de Alba, donde se encuentra en la actualidad.

COMENTARIO: En la cabecera se desarrolla un cuarto creciente lunar, ideograma funerario característico de la Lusitania. Norbanus es un cognómina romano y Cacalonis es un antropónimo indígena.

CONCLUSIÓN: Pintamus, siervo de Turracia, de 45 años de edad. Boetela, sierva de Urieno, de 60 años de edad. Aquí yacen, séaos la tierra leve. 

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Medidas: 87 cms. de alto por 42 de ancho y 18 de grosor. El neto inscrito es de 54 por 31 cms. y aparece enmarcado por dos líneas paralelas en la parte superior y en los laterales, separadas entre sí por 2,75 cms. La parte superior de la lápida se halla ocupada por un conjunto ideogramático. Se encontraba en un cubo de la muralla, en la casa conocida como Mesón Viejo, C/ Gabriel y Galán(Del Cuerno). Actualmente se encuentra depositada en el Excmo. Ayuntamiento de Coria.

COMENTARIO: Esta lápida nos ha llegado en buen estado de conservación, rota en la parte inferior, afectando la rotura a L7 de la que se perciben los trazos superiorers de la primera y segunda letra GV, la tercera quizás T y la cuarta M, última O. Y con toda probabilidad la M llevaría en nexo una A, lo que nos daría el antropónimo indígena GUTAMO, ampliamente atestiguado en la Lusitania. Aparecen en L2 AF. en nexo y en L5 AN en nexo.

Diversos autores han dado otras variantes de lectura: L´ANNE APIGRAPHIQUE en L1 Pineanus, en L2 Furnaci, en L4 Lauri. Saponi en L1 Piniamus, en L4 Boetela. Los antropónimos son indígenas.

El conjunto ideogramático de la cabecera, está compuesto por una rosácea hexafolia y dos círculos simples. Ambos son signos de carácter solar. 

CONCLUSIÓN: ...hijo de Próculo,...de 5 años de edad, aquí yace. ...Lucio Quintio... Próculo y Titia a su hijo procuraron hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Medidas: 45 cms de alto por 75 de ancho por 68 de grosor. Altura de las letras de 7 a 8 cms., excepto dos V de 3 cms. de alto. Tiene forma ovalada, hasta la actualidad es la única lápida de este tipo (cuba ) que ha aparecido en Coria. La lectura de L1 y L3 es muy dificultosa. Está situada en la muralla, en la Puerta Nueva.

COMENTARIO: Copiamos íntegra la interpretación que de esta inscripción realizan Salas y Rosco en el artículo citado.

-- (... ...) Procul (us ) L (uci) L (ibertus) / An (norum) V H (ic) S (itus) / E (st)

L (ucius) Quintaius / ( ___) ulus et Titia / (N)a Filio / F (aciendum) C(uraverumt).

--- Próculo, liberto de Lucio de 5 años, aquí está enterrado. Lucio Quinto Aulo y Titiana a su hijo procuraron hacerlo.

Los antropónimos son netamente romanos.

CONCLUSIÓN: Estela funeraria de granito. Medidas 100 cms. de alto por 38 de ancho y 27 de grosor. Altura de las letras de 6 cms. Rota en la parte superior y cogida con cemento en el lado derecho, muy desgastada. Se encuentra en el Palacio de los Duques de Alba, en el patio de entrada, utilizada como peldaño en la puerta de paso hacia las caballerizas.

COMENTARIO: El estado en que nos ha llegado esta lápida apenas permite hacer alguna aproximación a una transcripción, no obstante Armistead la interpreta del siguiente modo.

QVADR/ ATO. MA / TAI F. TVRD/ VLOVETE / CELSVS. CE / LERIS F: EX T / STAMENTO/ F. C.

 A Quadrato. Turdulo Vetero, hijo de Mantao, Celso hijo de Celero, por testamento procuraron hacerlo.

CONCLUSIÓN: ... Quinto Sulpicio Rústico, a su hermano.

DESCRIPCIÓN: Fragmento de ina lápida de granito. Medidas: 68 cms. de alto por 41 de ancho y 21 de grosor. Altura de las las letras 7,5 cms, excepto una V en L2 de 3 cms. Todas profundamente marcadas. Rota en la parte superior afectando la rotura a L1. Se encuentra en el patio de entrada del Palacio de los Duques de Alba, apoyada de pie contra una pila de cantería.

COMENTARIO: La letra V, está enmarcada dentro de la C. Todos los autores dan la misma interpretación. Los antropónimos son romanos.

CONCLUSIÓN: (A) Samacia, ..., amocense, hija de Cayo, de 14 años, aquí está enterrada, séate la tierra leve.

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Desconocemos sus medidas. En la parte superior aparecía un cuarto creciente lunar. Se encontró en un lienzo de la muralla.

COMENTARIO: Muchas dificultades a la hora de interpretar L2: CPIL P (api) r (ia); Saponi: Samacia Pere(grina); Matías: Samacia Pere natural de Amoca. Los antropónimos que aparecen, Samacia es indígena y Caius romano respectivamente. Amocensis, es una gentilidad Tarraconense, del Conventus Clunia, gentiligad cántabra. 

CONCLUSIÓN: (A) Sunua, hija de Cilico, y Camalo hijo de Flacco. Aquí yacen. Flaco.

DESCRIPCIÓN: Lápida sepulcral de granito. Medidas: 100 cms. de alto por 35 de ancho. Altura de las letras 7 cms., muy toscas y rudimentarias. Está rota a la altura de L8, muy desgastada. Se encuentra empotrada en el lienzo S. de la muralla, en el sitio que se conoce como El Cubo.

COMENTARIO: En L2 Melida lee Cilice; y Saponi Cili; Víu realiza otra versión de la inscripción: SVNVA / OHIS.H / H. CAM / AIO. HA / CC.H / H.S.E. / FLACC. IS.

En L6 encontramos un error ortográfico en la fórmula funeraria, aparece E(st), en lugar del plural S(unt). En L1 aparece AE en nexo.

CONCLUSIÓN: Sunua, hija de Useíto, de 50 años. Aquí yace, séate la tierra leve.

DESCRIPCIÓN: Estela funeraria. Apareció en 1835 durante la construcción del Seminario Conciliar. Su paradero actual se desconoce. En la cabecera poseía un cuarto creciente lunar.

COMENTARIO: Todos los autores consultados dan la misma interpretación. Los antropónimos son indígenas.

CONCLUSIÓN: Tancino, hijo de Dovilón, cauriense, de 30 años. Aquí yace, séate la tierra leve. Altico, siervo de Caenón, procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria de granito. Se trajo de Villanueva de la Sierra en 1608. Se encontraba a la izquierda de las escaleras del Palacio. En la cabecera de la lápida se encontraba un cuarto creciente lunar. Su paradero actual se desconoce.

COMENTARIO: Todos los autores consultados dan la misma interpretación. Los antropónimos son indígenas.

CONCLUSIÓN: Tertia, hija de Nigro, de 12 años. Aquí yace, séate la tierra leve. Coriaca, sierva de Pomponia, a su madre procuró hacerlo.

DESCRIPCIÓN: Lápida funeraria. Apareció en 1835 en las obras del Seminario Conciliar. Desgastada en las últimas líneas.

COMENTARIO: CPIL, en L1 transcribe Tertiam y en L4 Ciriaca. Matías en L4, Coria Ca(ii F(ilia). Los antropónimos son indígena Coriaca, y romanos Nigri, Tertia y Pomponia.

INSCRIPCIONES INÉDITAS

: QVIYA

  TOVN

  NIVER

  RIOSO

DESCIPCIÓN: Fragmento de granito. Medidas: 50 cms. de alto por 30 de ancho. Hermosas letras capitales biseladas de 8 cms. de alto. Está situado en el patio de la casa de Don Antonio Macías, en la Plazuela de San Pedro.

COMENTARIO: Este pequeño fragmento despierta serias dudas acerca de su origen, publicado por Sánchez Paredes en el Diario de Extremadura, y recogida por Hurtado y Saponi como una lápida romana. Para unos monumental, para otros funeraria. Entendemos que la presencia de la Y imposibilita su naturaleza romana.

El fragmento apenas si nos permite averiguar nada sobre su origen y carácter, pero es de reseñar que existe una coincidencia del textp con las fórmulas funerarias cristianas de los siglos XIV, XV y XVI: AQUIYACE DOCTOVN ANIVERSA RIOSOLEMNE.

 

 

 

 

 

 

 

Tema: CORPUS DE INSCRIPCIONES...

No se encontraron comentarios.

Nuevo comentario